La actitud es sin duda lo más importante. Más importante que lo físico y por supuesto más importante que la ropa.

 

 

Hace algunos días estaba en la escuela formado en la fila para inscribirme al nuevo semestre y atrás de mí llegó una chava que me preguntó cómo se llenaba una carta poder para inscribir a un amigo suyo. La carta poder era de esas que venden en las papelerías y ya tienen todo escrito y sólo hay que ponerles la fecha y los nombres. Yo pensé: "¿Pero qué clase de persona pregunta una cosa así? ¡Es una tonta!". Le respondí "No sé" y me di la vuelta. Algunos momentos después decidí ser magnánimo y compartir algo de mi sabiduría con aquella pobre. Le dije como llenarla y para sólo para pasar el rato (la fila era larga), me puse a platicar con ella.

Resultó que era una chava muy simpática y agradable. Resultó que tenía que inscribir a su amigo porque estaba en un laboratorio de investigación en otro país y regresaría días después. Resultó que ella era física y estaba apunto de irse a hacer un doctorado en nanotecnología a la Universidad de Birmingham. Resultó que me platicó y respondió ampliamente a todas mis preguntas sobre como conseguir una beca, lo que piden las Universidades y otros detalles más sobre como cursar chido las materias.

Sin duda mi arrogancia inicial me hubiera impedido conocer a esta chava y conocer todos esos tips. Esto me recordó algo que ya sabía: Que ser mamón y arrogante no sirve de nada y solo daña a uno mismo. Pero es algo que a veces se olvida.

 

 

Por eso hay que recordarlo, y hacer de la sencillez y la amabilidad un hábito hasta que sea parte natural de nuestro carácter.

Porque tener buena figura y estar bien vestido, pero ser un humano duro y frío solo nos convierte en un maniquí de tienda. Y no sólo eso, sino que hasta se ve mal. Muy mal.

 

Los soberbios quizá se sientan los muy muy, pero desde afuera se ven ridículos. Los prepotentes tal vez de sientan con mas poder que Obama, pero sólo dan lástima.

Y eso que Obama proyecta proyecta imagen de sencillo la buena onda.

(En realidad, pss quien sabe)

 

 

Siempre es mejor darse el chance de conocer a otras personas. Y no cerrarse a personas que sean diferentes a nosotros. Es precisamente de quienes son diferentes de quienes más podemos aprender. Porque conocen cosas que nosotros no.

Eso no significa que tengas que estar con quien no te agrada y menos que tengas que acceder a todo lo que te pidan. Pero tampoco tienes porqué ser descortés. Si no te agrada o te molesta, siempre puedes irte o decirle que no de una forma amable. Incluso si necesitas ser firme, lo puedes hacer de forma civilizada.

Recuerda que la vida después de un tiempo te va regresando lo que le has dado. Si le das alegría y buena onda, eso recibirás. O lo contrario si le das lo contrario.

Ser amable, abierto y buena onda suele abrir muchas puertas de forma inesperada, para para muchas cosas.

En una fiesta o reunión o en la escuela, trata siempre de hablar con los que se pueda, aunque no los conozcas. Así los conocerás.

 

En realidad en las fiestas, reuniones y antros, todos van a eso. No van porque los sabritones estén muy buenos, o la cerveza esté mas rica ahí que en otros lados. Van a pasarla bien y sobre todo a conocer gente. Pero muchos se dejan llevar más por la arrogancia o por la timidez y no se animan mucho. Sin embargo es lo que todos quisieran: conocer a todos. Y si quieres, tú puedes hacerlo.

Sin mas presentación formal ni nada puedes acercarte a alguien o a algunos y ponerte a platicar de cualquier cosa. Si son chidos, siempre estarán contentos de conocer a alguien más e integrarte. Tal vez de cuando en cuando te topes con algún mamón que levante la ceja, se quede callado o de plano se dé la vuelta. Pero eso no es para sentirse mal. Allá ellos y su mamona vida. ¿Cómo será alguien? Eso no lo sabrás hasta hablarle =P

Igualmente si estás con tus amigos y ves por ahí a algún chavo con el que quieras platicar puedes ir por el y llevarlo a lo oscurito con tus amigos. Claro, si quiere =P

 

Y así conociendo nuevos amigos y a los amigos de ellos es como se va conociendo gente. Y son quienes están mas abiertos a tener una buena actitud a quienes poco a poco les va resultando más sencillo y finalmente algo natural esto de conocer gente.

No importa si eres malhablado, más o menos serio o eres de los que ríe a carcajadas, si eres el de los chistes o el sr responsable, si eres tierno o valemadrista.

 

 

 

Tener una muy buena actitud hacia los demás te puede llevar hasta la luna y más allá!

 

 

 

 

 

Menú de Imagen
Menú Principal